Top Ad 728x90

viernes, 24 de febrero de 2017

Garantizar la alimentación de la familia es la principal preocupación

El estudio Pulso Nacional de Datos señala que para enfrentar la crisis, 28% de los encuestados estaría dispuesto a limitar el consumo de bebidas como cerveza 

Por JOSÉ GREGORIO MEZA
JGMEZA@EL-NACIONAL.COM
24 DE FEBRERO DE 2017 10:34 AM

Para los venezolanos de todos los estratos sociales lo fundamental es garantizar la alimentación de su familia. "Toda Venezuela está preocupada por la comida, no es exclusivo solo de los sectores populares, también es importante para quienes tienen más recursos", indicó Luis Maturen, gerente general de Datos de Venezuela. Añadió que 94% lo considera como una prioridad, incluidos los sectores A, B y C en los que alcanza 93%.

En el evento Perspectivas Económicas 2017 de Venamcham, Maturen presentó los resultados del estudio de opinión Pulso Nacional, elaborado entre el 11 y el 30 de enero.

De los encuestados, 90% considera que las cosas van mal y 94% asegura que le va peor que el año pasado; 74% culpa al presidente Nicolás Maduro del desabastecimiento y 76% le atribuye responsabilidad en el alto costo de la vida.

"La gente está viviendo una situación muy difícil", aseguró Maturen. Especificó que 93% puede comprar menos de la mitad de las cosas que necesita.

Al preguntarles cuáles gastos principales estarían dispuestos a disminuir, 35% indicó que limitaría las comidas fuera de casa, 32% el entretenimiento y 28% las bebidas alcohólicas como la cerveza. "Que el venezolano esté dispuesto a quitarse la cerveza para afrontar la crisis quiere decir que la situación está muy grave".

Maturen afirmó que 2017 será un año duro. "En diciembre de 2016 la mitad de los encuestados se planteó la posibilidad de irse del país. La mayoría son jóvenes entre 18 años y 21 años de edad (77%), aunque también se hacen el planteamiento los de 22 años a 35 años (62%) y los que tienen entre 36 y 51 años de edad (47%)".

Uno de cada tres encuestados tiene algún miembro de su familia fuera del país y uno de cada cinco ha realizado trámites para irse y podría marcharse en los próximos 12 meses.

"De quienes aspiran a emigrar, 65% trabajan, casi la mitad (45%) en la empresa privada y una buena parte (34%) trabaja por su cuenta. No se van porque no tengan oportunidades o estén desempleados".

La magnitud de la crisis económica asimismo ha afectado las preferencias para quedarse en un trabajo. La encuesta especifica que 54% lo haría si el sueldo les alcanzara, 18% señala otros beneficios laborales y solo 8% manifiesta como importante sentirse cómodo.

Inflación y salario mínimo.
Iván Acosta, director general de la consultora PGA Group, al plantearse escenarios posibles para 2017 consideró que la inflación alcanzará 944%.

Advirtió que la contracción en las empresas será mayor que el año pasado y que se les presentará el dilema de reducir personal y, por otra parte, generar acciones para retener a quienes se queden. "Hay que garantizar que quienes estén no se vayan al poco tiempo y se deben hacer serios esfuerzos para mitigar la migración de grupos con talentos especiales".

Uno de los escenarios que prevé tiene que ver con aumentos de salario mínimo y cesta ticket cercanos a lo que será la inflación. "Si el gobierno lo hizo el año pasado nada es obstáculo para que lo vuelva a hacer este año".

Si su pronóstico se cumple el salario mínimo llegaría a finales de año a 285.101 bolívares, lo que representa un incremento de 952%, y el ticket de alimentación a 665.237 bolívares, una variación de 944%. El sueldo integral rondaría los 950.338 bolívares.

Acosta señaló que probablemente eso no sea financiable para la mayoría de las empresas, que tendrán que batallar con esta situación. "Esto debe traducirse en acciones específicas que permitan afrontar un escenario que es posible".

0 comentarios:

Top Ad 728x90